Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

Consejos para almacenar la leche materna en verano

Consejos para almacenar la leche materna en verano
Guardar
3 Comentarios
Publicidad

Tutoriales

Las altas temperaturas, los cambios de hábitos y rutinas hacen muchas veces necesario el uso de sacaleche y almacenar la leche materna para alimentar al bebé. Los métodos de extracción, los hábitos de higiene, las pautas de almacenamiento, las precauciones y cómo calentar posteriormente la leche materna son fundamentales para que no pierda todas sus propiedades.

Hábitos de higiene

La piel salada, el sudor, las cremas bronceadoras o aftersun, la arena y los geles pueden contaminar la leche materna, así que hay que tener muy claros los hábitos de higiene. También las manos de la madre y los instrumentos que se utilicen, tanto el sacaleche como los recipientes de almacenamiento, deben estar totalmente limpios.

Métodos de extracción

La extracción puede hacerse de forma manual, o con la ayuda de un sacaleches. Entre los sacaleches eléctricos y a pilas, los hay de extracción sencilla (un pecho cada vez) y doble (los dos pechos a la vez). El Sacaleches Eléctrico Portátil de Chicco permite una extracción de la leche segura y eficaz durante el delicado periodo de la lactancia.

Sacaleches Electrico Chicco

Práctico y flexible: funciona tanto con pilas alcalinas como con su adaptador de red. La madre tiene la opción de regular la velocidad de la succión. Permite elegir la intensidad de la aspiración y su copa anatómica envuelve cualquier talla de pecho y favorece una correcta extracción de la leche. El suave revestimiento en silicona masajea suavemente el seno y permite una mayor adherencia a la copa.

Pautas de almacenamiento

Según la Asociación Española de Pediatría,y el Comité de Lactancia Materna, las recomendaciones para conservar y almacenar la leche materna son las siguientes:

Durante el verano, a causa de las altas temperaturas, la leche materna se puede extraer para su posterior utilización garantizando su conservación adecuada en refrigerador o en congelador, en función del tiempo que se vaya a tardar en utilizarla, ya que los parámetros habituales a temperatura ambiente son difíciles de mantener. A temperatura ambiente

  • 15 ºC: 24 horas
  • 19-22 ºC: 10 horas
  • 25 ºC: 4 a 6 horas
  • 30-38 ºC: 4 horas
Madre Con Sacaleche

Refrigerada (en nevera)

Entre 0 y 4 ºC: 8 días Cuanto más estable sea la temperatura, mejor se conservará la leche, por lo que no se debe poner la leche en la puerta del frigorífico. Con mayor razón en verano, ya que se abre y cierra la puerta de la nevera muchas más veces.

Congelada

En un congelador dentro de la misma nevera: 2 semanas. En un congelador que es parte de la nevera pero con puertas separadas (tipo combi): 3-4 meses (porque la temperatura varía cuando la puerta se abre con cierta frecuencia).

En un congelador separado, tipo comercial, con temperatura constante de -19 ºC: 6 meses o más. Lo ideal es enfriar rápidamente la leche extraída (en un recipiente con agua fría) y después congelarla lo antes posible. Si se realiza la extracción en casa y la leche no se va a utilizar ese mismo día, lo mejor es congelarla. Si se realiza la extracción fuera de casa, puede conservarse en una neverita portátil con frigolines y congelarla en cuanto se llegue a casa.

Cómo almacenar la leche materna

La leche materna extraída debería almacenarse siempre en envases destinados para uso alimentario. Antes de su utilización, es conveniente limpiar bien estos recipientes con agua caliente y jabón, aclarándolos a continuación y dejándolos secar al aire. También puede utilizarse el lavavajillas.

Natural Feelings Chicco

Los contenedores herméticos Chicco Natural Feeling para leche son ideales en caso de exceso de leche, o cuando es imposible dar el pecho directamente al bebé. Gracias al cierre hermético, permiten conservar higiénicamente la leche materna, preservando los propiedades nutritivas de la misma. Fabricados en polipropileno, plástico irrompible, y libres de BPA, son fáciles de esterilizar y se pueden guardar en el frigorífico o en el congelador.

Cómo descongelar y calentar la leche extraída

La leche se puede descongelar sumergiendo el recipiente en otro con agua caliente, mejor que calentándola directamente, es decir al baño maría. Es preferible no utilizar el microondas porque el calentamiento es irregular y pueden producirse quemaduras. Una vez calentada, conviene agitarla antes de comprobar la temperatura.

La leche descongelada se puede guardar en la nevera 24 horas pero no se debe volver a congelar. Es preferible descongelar pequeñas cantidades, las que se vayan a utilizar inmediatamente, para evitar pérdidas de nutrientes y de factores de defensa. La leche que haya probado el bebé tampoco debe almacenarse de nuevo.

Con estas recomendaciones y el sacaleches adecuado alimentar a tu bebé, aunque no estés, será fácil y seguro, y la leche materna no perderá ninguna de sus propiedades.

En Momentos Chicco

Publicidad

También te puede gustar

Comentarios cerrados

Ver más artículos