Sigue a

Esta enfermedad tan difícil de pronunciar que se la conoce también como “la enfermedad del beso” porque se contagia a través de la saliva, puede tener graves consecuencias para el bebé si se padece en el embarazo.

Así lo demuestra un estudio reciente del National Public Health Institute, de Oulu (Finlandia), que alerta que la reactivación durante el embarazo del virus de Epstein-Barr, responsable de la mononucleosis, estaría relacionada con casos de leucemia en los futuros hijos.

De pequeña la he tenido, así que puedo certificar sus síntomas, que son como los de una gripe, pero más fuerte. Fiebre, dolor de garganta, dolores de cabeza, manchas blancas en la parte posterior de su garganta, ganglios inflamados, cansancio y falta de apetito.

No es para causar alarma, pero si notas alguno de estos signos durante el embarazo es conveniente que acudas al médico, pues puede ser algo más que una simple gripe.

El estudio demuestra que padecer mononucleosis durante la gestación, podría aumentar las posibilidades de que el bebé desarrollara leucemia en el futuro, especialmente durante el primer año de vida.

Vía | Doyma
Más información | Familydoctor.org

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

2 comentarios