Compartir
Publicidad
Profesores que "salen del armario" y directores que igualan identidad de género y fanatismo, ¿estamos educando en igualdad?
Educación Infantil

Profesores que "salen del armario" y directores que igualan identidad de género y fanatismo, ¿estamos educando en igualdad?

Publicidad
Publicidad

Cada vez son más los profesores que se plantean “salir del armario” para apoyar con su decisión a los alumnos LGTBI que acuden a sus centros. Porque los centros educativos no están libres de homofobia a día de hoy y esta es una apuesta pedagógica, según señalan los propios docentes, para eliminar prejuicios y mitigar la homofobia.

Mientras que pasa esto en unos centros, nos encontramos con la carta que envía el director de un colegio concertado a los padres de los alumnos hablando en términos semejantes de identidad de género y terrorismo.

La controversia está sobre la mesa y nuestros hijos son sus principales protagonistas. Profesores que "salen del armario" y directores que igualan identidad de género y fanatismo, ¿estamos educando en igualdad?

Algunos de los profesores de los centros educativos de nuestro país han llegado a la conclusión de que reconocer abiertamente su identidad sexual, se trata de una apuesta pedagógica que va más allá de una necesidad personal o el simple hecho de visibilizarse.

Van más allá y se plantean la necesidad de rellenar de contenidos los huecos que padecen los planes de estudio sobre diversidad afectivo sexual precisamente para apoyar con su ejemplo a los alumnos LGTBI que estudian en sus centros.

Lo personal es político

Manos 1

Este antiguo lema feminista que señala que “lo personal es político” lo han hecho suyo distintos profesores en distintos centros educativos del territorio nacional para ayudar a aquellos alumnos que por su condición sexual se sienten presionados, rechazados o excluidos por sus propios compañeros.

Además pretenden ir un paso más allá y rellenar el hueco de contenidos que existe en los planes de estudio sobre el tema de la diversidad afectivo sexual.

Un vacío que hace que los chicos y chicas crezcan sin referentes en los que mirarse y con los que sentirse “acompañados”. Hablar de Lorca en literatura o en historia y señalar que se le asesinó entre otras cosas por su condición de homosexual, contextualizar sin silenciar.

El profesorado que ha dado este paso al frente y ha decidido “salir del armario” también se enfrenta al machismo y la homofobia que existe entre el propio colectivo y entre las familias de los alumnos pero han valorado más el hecho de que cuanto más se trabaje y se normalice en las aulas, más disminuirá la homofobia en los centros.

Es evidente que en los centros privados y concertados, este reconocimiento es mucho más complicado y en algunos casos puede suponer la pérdida del puesto de trabajo por lo que no se produce normalmente por parte del equipo docente.

El otro extremo

Colegio Antiguo

Desde un centro concertado de la Comunidad de Madrid se enviaba hace sólo unos días, una carta de bienvenida a los padres de los alumnos en la que se relacionaba la ley de identidad de género, aprobada por el gobierno del Partido Popular de la Comunidad de Madrid, con el fanatismo terrorista.

El autor de esta carta ha sido el director del colegio concertado Juan Pablo II en Alcorcón, Madrid. Un centro que separa a los alumnos por sexo y que se dirige en esos términos a las familias de los alumnos en su carta de bienvenida por inicio de curso escolar.

Desde la consejería de educación se han puesto ya en contacto con el centro y están tratando de entender los motivos que impulsaron al director del colegio a dirigirse en esos términos a los padres de los alumnos así como la línea educacional del mismo, ya que estamos hablando de un centro concertado financiado con dinero público.

Las líneas de actuación son completamente distintas las de unos profesores y la de un director, como padres somos nosotros los que tomamos la decisión de cómo queremos que se eduque a nuestros hijos.

Vía | eldiario.es | lasexta.com
Fotos | iStockphoto
En Bebés y más | Más de la mitad de los menores LGTB sufren acoso escolar en las aulas y más de un tercio ha intentado suicidarse por ello | Familias homoparentales: lo importante no es la forma sino el fondo | No debe ser fácil: los padres de Luken le apoyaron para que fuera Lucía, ¿lo harías tú?

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos