Sigue a

ChidLeash

A mi siempre me han parecido espantosas las correas con arnés, llamadas también tutores y conocidas en inglés como child leash que se usan para sujetar a los niños.

Hay algunas diseñadas para sostener al bebé que empieza a caminar, pero me refiero a las utilizadas para sujetar al niño y aunque suene espantoso mantenerlo amarrado por la espalda cerca del adulto. En Europa y Latinoamérica es menos frecuente su uso, al menos yo las he visto poco, en Venezuela nunca he visto a nadie usándolas, pero en Estados Unidos sí es más común su uso.

La idea de ver a un niño amarrado como un perrito me parece horrible y nunca antes había pensado en la posibilidad de usar una. A mi favor siempre ha estado el hecho de que mi hijo Rodrigo nunca ha sido un niño arriesgado de los que salen corriendo en medio de la calle.

Sin embargo dentro de algunos días saldremos de vacaciones con mi pequeño de tres años y me aterra la idea que en algun sitio muy concurrido, o por una pequeña distracción nuestra, Rodrigo pudiera perdersenos y encontrarse sin mamá y papá en un sitio desconocido donde ni siquiera puede comunicarse por el idioma. Estoy segura que me será casi imposible poder mantenerlo sentado en un cochecito, pues como a todo niño de su edad le encanta explorar. Así que sólo por precaución he decidido comprar en Amazon el Harness Buddy que ven en la foto. Lo más probable es que no lo utilice pero al menos lo tengo en caso de necesitarlo.

¿Ustedes qué opinan, usarían una?

En mamidelux también se habla del tema.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

2 comentarios