Sigue a

cortina_xilofon.JPG

Todo lo que hace ruido llama la atención a los niños, por lo que un instrumento musical les parece siempre muy llamativo, si finalmente consiguen enlazar sonidos formando una combinación agradable, en lugar de ruido podremos disfrutar de una melodía fruto de su destreza, su ritmo y armonía.

No vamos a hablar de la música y los niños, ya lo hemos hecho en muchas ocasiones concluyendo que es una herramienta, una terapia y una actividad satisfactoria y beneficiosa. Queremos mostraros esta cortina que nos ha llamado la atención, pues tiene dos utilidades.

La Beat Blinds es una cortina de madera que cuenta además con los dos “martillos” que permiten hacer sonar los distintos tonos de la escala musical, así, el dormitorio del niño se convierte también en su local de ensayo.

¿Le gustará más a tu hijo esta veneciana que su cortina de dibujitos?

Vía | Compradicción
Sitio Oficial | Will Gurley

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario